¿Cómo preparar tu negocio para las ventas de navidad?

¿Cómo preparar tu negocio para las ventas de navidad?

Nos encontramos a las puertas de una de las celebraciones más importantes del año no solo a nivel personal, sino también de gran relevancia para las empresas: navidad. Durante esta época del año prácticamente todos los emprendedores y negocios piensan en hacer algún tipo de estrategia o cambio, una veces con buenos resultados y otras con resultados promedio, que terminan por convertir a las ganancias del mes en unas más del resto. Es por esto que te compartiré unos consejos para prepararte para esta época del año.

El contenido navideño no es solo el diseño

Durante todo el año hemos hablado de la importancia del contenido y de cómo este es el centro de todas las estrategias que desarrollamos. Claramente navidad no es la excepción, pero un error muy común que cometen muchos emprendedores es pensar que “contenido navideño” es continuar publicando lo mismo de todo el año solamente poniendo un diseño más decembrino con luces, regalos, árboles de navidad, etc.

Un ejemplo de un verdadero contenido navideño es este artículo. Si bien durante todo el año me he enfocado en darles super tips para destacar sus ventas y aumentar seguidores, el hecho de crear un contenido donde específicamente enseño a hacerlo en esta época del año, le da un valor extra. Ahora, sé que muchos estarán pensando “¿qué pasa si mi negocio no tiene nada que pueda relacionar con la navidad?”. En ese caso continúa leyendo porque tengo unos consejos que también te servirán.

Un momento especial en tu emprendimiento

Un contenido que en estas fechas funciona muy bien es compartir cómo se vive la navidad en tu emprendimiento:

  • El ambiente de tus empleados.
  • La decoración.
  • La celebración de los días importantes.
  • La planificación para el mes.

Esto puede ayudarte a que las personas se sientan identificadas con tu negocio, viralizarse y aumentar tus seguidores.

¿Hacer o no promociones navideñas?

Es inevitable pensar en promociones, descuentos y demás durante estas fechas, pero es necesario tener cuidado porque hacerlas de forma incorrecta puede incluso afectar nuestras ganancias a fin de mes o sencillamente no ser atractivas para tu público que durante este tiempo estarán bombardeados por todos lados de ofertas por parte de tu competencia e incluso de otros emprendimientos que no tienen nada que ver con tu sector, pero que igualmente compiten por la atención y el dinero de las personas.

Lo más recomendable en este caso es que más que hacer descuentos generalizados sobre tus productos, armes paquetes atractivos para las personas. Esto aumentará la cantidad de dinero que una persona invierte en tu negocio y te ayudará a diferenciarte de otros negocios que simplemente se limitan a crear un descuento general en toda la tienda. Además puede ser crucial que uses las fechas especiales de navidad como gancho.

Momento de ahorrar

Este es un consejo poco convencional, pero que quiero reiterar a lo largo de esta época y es la importancia de que como emprendedores se preparen para la conocida “cuesta de enero”. Diciembre es un mes en el que se ve mucho dinero pero no precisamente porque sobre, sino simplemente porque las personas están dispuestas a gastar por razones muy específicas, lo cual hace que al llegar enero, un mes donde la economía suele detenerse en muchos aspectos, hay personas en vacaciones y la gente no está tan dispuesta a gastar, se presenten gran parte de los problemas económicos.

Ser emprendedor no es solamente ser alguien que se arriesgó a tener su propio negocio y sobresalir en el sistema, es también saber administrar correctamente nuestras fuentes de ingreso. Por eso es clave que para este mes realices proyecciones importantes. Por un lado define el capital que estás dispuesto a invertir tanto en tu negocio como en tu vida personal y define también un capital que te permita llegar al mes de enero tranquilo, sin deudas y que tal vez pueda convertirse en capital de inversión para tu negocio en caso de que se presente la oportunidad.

¿Vale la pena iniciar tu negocio en este momento?

A pesar de encontrarnos en una cierta “normalidad” aún sigue en el aire esa sensación de que el tiempo se hubiera detenido y muchos aún no se recuperan de lo que fue el 2020. Esto ha hecho que muchos futuros emprendedores se cuestionen si este es un buen momento para iniciar, si la economía se encuentra en un punto estable como para aventurarse y eso es de lo que quiero hablarte.

Viene otra crisis

Este es un tema que ya había tocado en el blog anteriormente. No se trata de que yo esté prediciendo el futuro, simplemente estoy hablando de algo que siempre ha ocurrido. Lo que normalmente conocemos como crisis, ese momento donde la economía no solo se paraliza sino que se colapsa, siempre ha ocurrido. Nadie sabe con exactitud cuándo será la próxima, pero sí o sí ocurrirá porque es un comportamiento natural de la economía. Lo que sí está clarísimo es que esa próxima crisis será aún más fuerte que la que ocurrió debido a que conforme pasa el tiempo hay más dinero y oportunidades rodando, por lo que es mucho más fuerte la caída.

Es importante que tengas claro que siempre vendrá una nueva crisis, es parte de lo que significa ser un emprendedor, por lo que preguntarte si el mercado se encuentra en un buen o mal momento no tiene mucho sentido, puesto que de igual forma tu negocio tendrá que atravesar por momentos difíciles. Lo cual nos lleva al siguiente punto.

¿Tú estás preparado?

Tristemente, a pesar de lo que hemos pasado durante el último año y medio, muchas personas continúan sin prepararse. El hecho de que deberías arriesgarte a montar tu negocio independiente de las circunstancias del mercado no significa que no debas anticiparse al futuro.

Aprende finanzas personales, ahorra y crea un plan para cuando una nueva crisis se presente. De esta forma podrás tomar decisiones con la tranquilidad de que no lo perderás todo si las cosas salen mal, que es precisamente el error de muchos emprendedores que ven los negocios como algún tipo de apuesta, arriesgan todo su patrimonio, las cosas no salen como esperaban y lo pierden todo. Planifica y ya luego podrás arriesgarte con cabeza.

Tu verdadero miedo

¿Realmente dudas de tener tu negocio porque tal vez no sea un buen momento o tal vez tienes miedo de fracasar? Con los años he descubierto que la mayoría de personas que desean emprender no lo hacen más por un tema de desconfianza en sí mismos. Es tan así que me he encontrado con ideas de negocio fantásticas, bien planteadas, con capital suficiente, con personas que tienen todo el conocimiento necesario e incluso en situaciones donde si el negocio sale mal no pasa nada… ¡y no emprenden!

Es allí donde descubres que la falta de tener tu propio negocio suele ser más un tema mental, más una cuestión de que por más que lo deseas siempre llega a tu cabeza esa vocecita a decirte que es una mala idea, que todo va a salir mal, que no eres suficiente, que quien te crees para siquiera pensar que eres capaz de hacer algo así.

¿Te cuento un secreto? Todos tenemos esa vocecita. La gran diferencia es que algunos decidimos no hacerle caso. ¿Ustedes creen que cuando pienso en una nueva idea de negocio no me da miedo? Por supuesto que sí, pero decido hacerlo a pesar del miedo porque con el paso del tiempo descubres que solo terminas por arrepentirte de aquello que no hiciste. ¿Cuánto tiempo lleva esa idea, ese, sueño, esa meta en tu cabeza y continúas posponiéndola? ¿Cuántas veces en la noche te acuestas pensando que has pasado un día más sin hacer eso que tanto quieres hacer?

¿Vale la pena iniciar tu negocio en este momento? Vale la pena iniciar un negocio, meta o sueño en cualquier momento. Cree en ti, planifica y ve por eso que tanto quieres.

¿Cómo usar el algoritmo de Instagram para tu crecimiento personal?

¿Cómo usar el algoritmo de Instagram para tu crecimiento personal?

¿Cuántas horas al día te la pasas usando Instagram o cualquier red social? Los diferentes reportes muestran que en promedio una persona puede llegar a estar hasta 5 HORAS AL DÍA. ¿Qué tanto serías capaz de lograr si todo ese tiempo lo invirtieras en tu crecimiento personal? Bueno, hoy te traigo un super tip para hacer que cada vez que entres a Instagram valga verdaderamente la pena y es empezar a usar el algoritmo a tu favor.

¿Qué ves en tu Instagram?

Es posible conocer a una persona rápidamente con solo ver lo que Instagram le recomienda. Recordemos que el algoritmo está diseñado para mostrarte aquel contenido que, según tus patrones, mayor interés has demostrado. Estoy segura que si entraramos al buscador de muchos donde Instagram recomienda contenido veríamos muchos vídeos de risa, chismes, noticias y contenido que realmente no nos aporta a nuestro crecimiento.

Ahora ¿qué te parecería entrar a Instagram y que todo lo que te recomiende sea contenido de calidad? Que te salgan consejos, vídeos motivadores e incluso conocimiento importante que puedas empezar a aplicar en tu vida y negocio. La manera de hacer esto es muy simple: hay que enseñarle al algoritmo qué es exactamente lo que queremos ver. Para hacerlo podemos seguir una serie de pasos.

Revisa las cuentas que sigues

Las redes sociales pueden ser lo peor o lo mejor en nuestra vida. Pueden quitarnos todo el tiempo del mundo o ser una vía para motivarnos, aprender y ganar dinero. Una de las formas de empezar es ir a las personas que sigues y empezar a eliminar aquellas cuentas que no te están aportando nada.

Muchas personas que han aplicado este simple paso, dejando de seguir páginas de noticias, de chismes, personas que no enseñan ni aportan nada, comentan que con los días se sienten mucho más liberados al entrar en su red social. Imagina seguir una cuenta que día a día está hablando de todo lo malo que ocurre, que nos dice que todo irá a peor. Esto genera ansiedad, nos hace desconfiados del mundo y del futuro y empieza a bloquear nuestra mente. Deja de seguir todo aquello que consideres que no te sirva para continuar avanzando.

Sigamos contenido de calidad

El siguiente paso es bastante simple. Haz una lista de los temas que te gustaría empezar a ver más frecuentemente en tu Instagram como por ejemplo: motivación, marketing, ventas, crecimiento personal, como ser mejor persona, aprendizaje de idiomas, viajes, etc. Una vez tengas claro esto entras al buscador y buscas cuentas que hablen de estos temas para seguirlas. No te preocupes mucho si al principio no encuentras una que te llame profundamente la atención, porque luego de este paso y del que sigue Instagram entenderá lo que quieres ver y te recomendará cada vez mejores cuentas.

Pasarás de entrar a tu cuenta y ver cosas negativas, a que todas las publicaciones estén relacionados con temas que te aporten, seguramente conocerás cuentas fantásticas e incluso en el camino podrías llegar a encontrarte personas con las cuales relacionarte y hacer negocios futuros. De igual forma nos queda un último paso.

“No me interesa”

Lo anterior hará que la sección de noticias, esas donde te muestran las publicaciones de las cuentas que sigues, cambie; sin embargo, las personas suelen pasar mucho más tiempo en el buscador y si entras seguramente te darás cuenta que aún te están mostrando mucho contenido que no está alineado con los objetivos que quieres lograr.

Para solucionar esto vamos a usar una herramienta que pocos utilizan: la función “no me interesa”. Seleccionas la publicación con el tipo de temática que quieres que Instagram deje de recomendarte, vas a los tres puntitos y le das a la opción “no me interesa”. Repite esto durante un rato y conforme aparezcan publicaciones de temas que sí aportan a tu crecimiento personal, empieza a darles like. Si haces este ejercicio por solo 5 minutos te darás cuenta que las publicaciones que te recomienda cambiarán totalmente.

Muchas personas, en especial aquellas que no trabajan con las redes sociales, comentan que estas son una pérdida de tiempo, pero la realidad es que la tecnología está diseñada para usarla a favor o en contra. Te aseguro que realizando esta limpieza de tus redes, cada vez que entres a tu cuenta será una experiencia mucho mejor que la que tenías anteriormente. Es impresionante lo mucho que puede transformarse tu mente cuando el contenido al que estás expuesto es de calidad y crecimiento.

¿Cómo definir tu plan de negocio?

¿Cómo definir tu plan de negocio?

Todos hemos tenido una idea de negocio alguna vez. Se nos ha ocurrido algo que podríamos vender y ganar dinero, pero son pocas las personas que realizan el proceso correcto con su idea. Me refiero a construir lo que se conoce como tu plan de negocio. Al saltarse este paso muchos emprendimientos quedan a la deriva, empiezan su negocio en internet y conforme pasa el tiempo cada una de las acciones que realizan no se encuentran conectadas para lograr el objetivo máximo. En este artículo quiero contarte por qué es importante tener claro tu plan de negocio y una herramienta que puedas usar para implementarlo.

¿Qué es y para qué sirve un plan de negocios?

Es un documento en el cual plasmar una visión 360 de tu negocio, permitiéndote tener claro qué es lo que tienes para ofrecer, cuáles son las actividades que debes realizar y los recursos con los que cuentas para avanzar en el crecimiento de tu negocio.

Existen muchas formas de construir tu plan de negocios, pero una de las más populares es el conocido modelo canvas. Su particularidad es que tiene un sistema visual claro que cualquier persona puede entender con facilidad y nos ayuda a ser mucho más ágiles al momento de plasmar nuestras ideas en 9 fases.

1. Segmento de clientes

En este apartado definiremos lo que conocemos como público objetivo. Para completarlo podemos centrarnos en algunos puntos clave como:

  • Sexo
  • Edad
  • Ciudad
  • Estrato
  • ¿A qué se dedica?
  • ¿Cuáles son sus aspiraciones?
  • ¿Gustos, hábitos, preferencias?
  • ¿Qué tipo de contenidos consume?
  • ¿Qué redes sociales usa?

Recuerda que mientras más específico puedas ser en este apartado mucho mejor, ya que a la larga te servirá para tomar decisiones de forma mucho más efectiva. Por ejemplo, muchos emprendedores batallan en un principio sobre en cuántas redes sociales deberían estar, cuando la verdadera pregunta para hacerse es “¿dónde está mi público objetivo?”.

2. Propuesta de valor

Uno de los puntos más importantes que definirán el éxito de tu negocio y que muchos pasan por alto. Esto es básicamente ¿qué diferencia a tu producto/servicio de los demás? ¿Por qué debería comprar tu marca en lugar de la de la competencia? ¿Qué beneficios me ofrece tu producto/servicio que no encontraré en otro lugar? La gran mayoría de emprendimientos nacen sin una propuesta de valor, por lo que su crecimiento se ve altamente limitado por no contar con beneficios únicos, con un estilo comunicativo o de servicio al cliente diferente, por algo que los destaca.

Ojo, no se trata de que tu producto sea algo nunca antes visto, se trata de tener motivos reales que hagan que tu público objetivo te prefiera. Por ejemplo, si tu competencia no hace domicilios y tú sí, esto definitivamente es una propuesta de valor interesante. También lo podría ser una atención personalizada, precio vs calidad o los beneficios intrínsecos del producto.

3. Canal de distribución

Este se refiere a las vías a través de las cuales se comunicará nuestra propuesta de valor. Ahora que vivimos en una era digital donde todos los negocios se encuentran en redes sociales está claro que aquí es donde definiremos este aspecto, pero es importante dejar claro cuáles serán las redes sociales que más nos benefician.

Hay negocios a los que no les vale la pena tener por ejemplo un canal de YouTube y es mucho mejor que se enfoquen puramente en Instagram y Facebook. Otros necesitan clientes más corporativos por lo que LinkedIn se convierte en la mejor opción. Lo importante que definas en este punto es el potencial de los canales en los cuales tienes pensado anunciarte.

4. Flujos de ingresos

Muchos emprendimientos inconscientemente suelen llegar a definir su idea de negocio hasta el punto anterior, pero a partir de este es que la mayoría empieza a fallar por nunca pensarlo. El flujo de ingresos básicamente es responder:

  • ¿Cuál es nuestra principal línea de ingresos?
  • ¿Cómo pagarán nuestros clientes?
  • ¿Por qué están dispuestos a pagar nuestros clientes?
  • ¿Cuánto dinero debemos generar para mantener el negocio a flote?

¿Por qué esto es importante? Porque suele haber una confusión importante entre ingresos y ganancias. Los ingresos son todo el dinero que genera el negocio, mientras las ganancias es el dinero que nos permite decir si es rentable o no, si es beneficioso o no para nosotros. En ocasiones desconocer por ejemplo la fuente principal de ingresos, en especial cuando el negocio cuenta con varias, hace que en el futuro se tomen malas decisiones que terminan por afectar esa fuente.

Hay negocios que generan muchos ingresos, pero pocas ganancias porque, como veremos más adelante, factores como los costes suelen comerse todo el dinero.

5. Recursos clave

Es importante que un negocio siempre tenga presente todos los recursos con los que cuenta, ya que esto le permitirá definir hasta qué punto puede llegar o cuánto puede arriesgar. En este apartado describiremos:

  • Recursos físicos
  • Recursos financieros
  • Recursos humanos
  • Recursos inmateriales (patentes/conocimiento)

6. Relación de clientes

¿Cómo nos comunicamos con nuestros clientes? ¿Cuál es nuestra estrategia de comunicación y fidelización? ¿Tiene algún coste llegar a ellos? Estas preguntas raramente nos las hacemos, pero son cruciales para expandir el negocio.

Supongamos que invertimos 1000X en una publicidad para recibir clientes potenciales que nos escriban y nos escriben 100 personas que aún no sabemos si comprarán. Esto significa que nos costó 10X llegar a ellos. Desde allí podemos empezar a planificar estrategias para incrementar el número de personas que nos escriben ya sean invirtiendo más o incluso reduciendo el coste. Por ejemplo si analizamos que de esas 100 solo 10 compramos, sería importante preguntarnos “¿está ocurriendo algo en la relación con los clientes potenciales?”, “¿hay un problema en la comunicación que impide vender más?”.

Al no tener una estrategia de relación de clientes clara muchos emprendedores cometen el error de “invertí 1000X y solo vendí a 10 personas, entonces meteré más dinero para vender más”. ¿Te parece una estrategia coherente? Seguramente no.

7. Actividades clave

Aquí definiremos cuáles son las actividades que de forma constante debemos realizar para mantener el negocio a flote. Por ejemplo:

  • ¿Cuál es el producto de nuestra línea que siempre debe estarse anunciando pues es la fuente de ingresos principal?
  • ¿Cuál es el canal que constantemente debemos usar con contenido pues es el que nos atrae más clientes potenciales?

8. Aliados clave

Es probable que para que tu negocio funcione necesites socios, partners o aliados con los que constantemente estás negociando. Por ejemplo, estos pueden ser las personas que te venden las materias primas para la fabricación de tus productos.

En este apartado define a todos aquellos terceros que influyen, sean personas o empresas. Esto te ayudará a plasmar cuál es la negociación que tienes con ellos, evaluar la posibilidad de llegar a nuevos acuerdos o incluso buscar nuevos aliado

9. Estructura de costes.

Por último el aspecto al que muchos le huyen y que suele ser la primera razón por la que un negocio fracasa. Aquí debes incluir todos los costes de tu negocio. Salarios, costes de producción, costes de distribución, impuestos, publicidad, etc.

Muchos negocios están construidos a ojo, por lo que al saltarse este aspecto terminan construyendo negocios muy buenos para consumir dinero y nunca se ve el crecimiento. No caigas en este error.

Lo que aprendí en mi camino como emprendedora

Lo que aprendí en mi camino como emprendedora

El camino del emprendedor puede resumirse en una sola palabra: aprendizaje. Si empiezas en este mundo creyendo saberlo todo te darás bastantes golpes en tu camino al éxito, pero aún más importante es que si empiezas creyendo que todo lo que necesitas aprender está solamente relacionado con tu talento o con la temática de tu negocio, ahí sí estás sumamente equivocado. Para nadie es un secreto la importancia de dominar tu la especialidad de tu emprendimiento, la necesidad de aprender sobre marketing y ventas, pero emprender no se queda solo allí.

Quien no aprende de finanzas se estanca

Creo que el dinero es un tema con el que todos lidiamos cada quien a su propio nivel y ¿por qué iniciamos un negocio? Claramente para ganar más dinero, pero a veces nos tardamos en comprender que más importante que el flujo de dinero, es la administración de este.

Esto se hace más evidente al momento en que el negocio empieza a crecer. Normalmente tenemos sueños que van mucho más allá del negocio y es precisamente este un medio para alcanzar esos sueños, por lo que es fácil dejarse deslumbrar por los momentos de abundancia, pero siempre hay que mantener una visión a largo plazo. Si esto no lo hubiera aprendido muy seguramente ninguno de mis emprendimientos habría sobrevivido al 2020 donde hubo una caída dramática en las ventas que apenas si nos permitía mantener la nómina.

Si bien fue un momento estresante, fue precisamente allí donde valoré aún más haber aprendido la lección de siempre pensar en el futuro, saber que podemos disfrutar del fruto de nuestro trabajo siempre que armemos un plan que nos permita también estar tranquilos en los malos momentos.

Administración del tiempo

Quien dijo la frase “emprende para que seas dueño de tu tiempo y tu dinero” seguramente fue alguien que nunca emprendió en su vida. Claramente el tiempo es un motivo de peso para tener algo propio porque todos llegamos a un momento donde estamos cansados de trabajar en una empresa, cumplir un horario y demás, pero emprender no significa que esto desaparecerá. Al contrario, si eres responsable lo más probable es que trabajes mucho más de lo que trabajas siendo empleado.

Ahora, sé lo que muchos pensarán “claro que se trabaja más, pero ahora es algo propio” y sí, en eso tienen toda la razón, pero trabajando a ese ritmo pronto te das cuenta que es necesario aprender a administrar el tiempo de forma correcta. Yo soy una adicta al trabajo, me encanta estar en todo tipo de proyectos y seguir creando, pero soy consciente de la enorme importancia de sacar tiempo para otras actividades y ahora que soy madre sí que lo valoro mucho más.

No importa lo que hagas en tu vida en este momento, preocúpate por aprender a administrar tu tiempo de forma efectiva, lo cual no se trata de ser capaz de hacer más en menos tiempo, sino de aprender a elegir aquellas actividades que merecen la pena, lo cual incluye también tiempo con tu familia y para ti mismo.

La mentalidad correcta

Por último un punto que creo que toda persona, incluso sin haber emprendido, sabe que es importante pero no nos damos cuenta hasta qué punto somos tan malos gestionando: la mentalidad.

Claro que hace falta una mentalidad firme y positiva, pero esto no es algo que se alcanza y será permanente. Es más bien algo que se alimenta de las circunstancias, nuestra capacidad para gestionar nuestras emociones y de la cantidad de herramientas que utilizamos para mantenernos mirando al frente. Por mucha mentalidad poderosa que digas tener, siempre habrá días en los que te levantes con menos ánimos, con menos energía y, retomando lo que hablábamos en la administración del tiempo, es muy probable que a pesar de eso tengas igual que seguir adelante porque sin ti el negocio no avanzará, por más que seas dueño de tu propio negocio y tengas la libertad de hacer lo que quieras, muy seguramente no siempre podrás darte el lujo de hacerte un lado para descansar.

Es en esos momentos donde la fuerza de voluntad no basta y se vuelve necesario disponer de herramientas que te ayuden a avanzar: rutinas, libros que te inspiren, cursos que te ayuden a ser mejor e incluso rodearte de las personas correctas. La mentalidad es algo que se trabaja día a día y lo mejor de todo es que no es necesario que seas un emprendedor para hacerlo, ya que a cualquier persona sin importar a lo que se dedique le traerá resultados que agradecerá en el futuro.

Iniciar chat
¿Necesitas ayuda?
Hola!
¿En que podemos ayudarte?